No coge peso,( famosos percentiles)…

Hola, en esta semana hemos ido a la pediatra para un control de peso de Samu y sigue estancado en los 8,400 kg. No ha engordado absolutamente nada es un mes. Estoy preocupadísima porque ahora le ha dado 15 días más con vía libre para comer lo que quiera. Nos dice que los filetes se lo demos empanados y fritos en aceite de oliva, o comidas calóricas.
Y que si en esos días no engorda nada tendrá que tomar otras medidas, (aunque no quiso informarme de las mismas para no preocuparme); yo salí de ahí enojada, preocupada y angustiada.
Estoy harta que los médicos intenten buscar un problema donde no lo hay, nombrar o crear un síntoma sólo por no cuadrar en los malditos percentiles, los cuales están hechos con niños de biberón y es sabido que siempre son más gorditos que los de teta.
Ya me he cansado de las vitaminas, estimulantes del apetito o complementos alimenticios, que tienen de todo pero nada es natural.
No creo que el peque tenga ningún problema, de hecho está empezando a comer mejor y a tomar algo de bibe con otra leche que no es la mía, así que veo progresos, pero 15 días me parece muy poco tiempo para que haya un cambio importante, lo siento como una evaluación de cuyo resultado depende el futuro de mi hijo, suena exagerado pero no lo es.

Les cuento que este fin de semana es la feria de Mamás&Bebés en Ifema, hasta el domingo, así que allí iré mañana sin falta, más que nada porque viene mi pediatra favorito, (Dr Carlos Gonzalez) y voy a hacer lo imposible por hacerle una consulta de lo dicho anteriormente. Así que vamos a ver si me hace caso, ya les contaré…
¡Un beso a todos!

Y seguimos con los dientes…

Buenas…
Pues nada, quería contarles que el peque está hermoso y cada día aprende mas cosas: ahora sabe tirar besitos con sonido y taparse la cara si dicen que no está, (se lo ha enseñado el abuelo que está de visita en casa), sigue con sus palabras: papá, mamá, (aunque a veces se le olvida y sólo dice papá), caca; nene/a; guapo/a; no, no, no; cua cua, guau y en general cualquier sonido que le guste, (por ejemplo el otro día estaba cantando una música de un peluche de su habitación y decía: “nanananana” y él lo mismo. Jugando con el agua también dice un intento: “guagua”.
Está un poco molesto porque parece que ya le está saliendo el cuarto diente, (el segundo de arriba) y pobrecito, la verdad que en menos de dos meses ya tiene 4 dientes, así que entiendo que esté así…
El peso sigue tocando el límite, (está en el percentil 3), (de altura y cabeza en el 25) y por el tema del peso le hacemos un control todos los meses, aunque ya nos dijo la pediatra que si el mes que viene sigue igual, (el peque aumenta pero muy poco a poco, recién ahora está en los 8kg), es simplemente porque es un niño delgado y ya está, (no entiendo la manía que tienen de ver gorditos a los niños), yo al peque lo veo fenomenal y no creo que le falten nutrientes porque de salud está como un toro, jejeje!
Por otra parte, ya se anima un poquito mas a dar pasitos más estables porque noto que se apoya mejor, (pero siempre tomado de mi mano); y aunque nunca aprendió a gatear, hace una especie de gateo sentado pudiendo alcanzar casi cualquier objeto que esté lejos, (se va moviendo con el culo y una pierna hacia el objeto deseado), la verdad es que es súper gracioso el chiquitín.
Con los juegos sigue encantado con los libritos, pero ahora hay algo que le vuelve loco y es jugar con las tapas de las cosas. Con él me di cuenta de la cantidad enorme de objetos que tienen tapas, ¡jajaja!, ¿a que nunca lo pensaron? y cada vez que descubre uno quiere destapar y tapar miles de veces. Con esto se puede pasar mucho tiempo pero siempre teniendo cerca a mamá o a papá para que le digamos lo bien que lo hace.
¡Estamos tan orgullosos de nuestro hijo!, es tan bueno, listo, tierno; ejem, bueno ya está bien, que se me caen las babas por el peque…
Seguimos con la teta y a mí me encantaba hasta hoy, que me dio el primer mordisco en el pezón, (pero fue dormido, no lo hizo adrede), así que queda perdonado. Por mi hijo lo que sea…